En un avión King 350, asignado al Comando Aéreo de Transporte Militar, CATAM, fue transportado Cristo José Contreras y su familia desde Aguachica, César hasta la ciudad de Bogotá luego de que el menor fuera liberado después de siete días de secuestro.
Al llegar a CATAM, el niño tuvo la oportunidad de conocer diferentes aviones en compañía de su familia. Su madre, Diana Arévalo, agradeció a la Fuerza Aérea Colombiana por el recibimiento, oraciones, apoyo y la atención recibida. De esta manera, esta Unidad Aérea, cumple con la misión asignada y el ineludible compromiso de servir a todos los colombianos, brindando seguridad, protección y apoyo a quienes lo necesiten, sin importar el lugar en donde se encuentren. Fuente: Fuerza Aérea Colombiana
Enviado por Comunicaciones (no verificado) el Jue, 11/10/2018 - 16:56