Estos caninos con espíritu de soldados, gracias a su agudo olfato, su sensibilidad auditiva y su habilidad adaptativa, se han convertido en el coequipero que contribuye con sus destrezas y habilidades en el desarrollo de operaciones que benefician a los colombianos.
Estos héroes de cuatro patas de razas como labrador, pastor alemán, belga malinois, border collie, golden retriever y rottweiler, entre otras, hacen parte del grupo de caninos que se entrenan y se capacitan en diferentes especialidades en las escuelas de adiestramiento del Ejército Nacional, Armada Nacional y Fuerza Aérea Colombiana, para contribuir al cumplimiento de la misión de las Fuerzas Militares. Ellos son también soldados dispuestos en todo momento a fortalecer las capacidades tanto en los teatros de operaciones como en las actividades de apoyo. Seguridad, ubicación de artefactos explosivos, detección de sustancias, búsqueda y rescate, rastro e intervención y desminado humanitario, son algunas de las especialidades en las cuales han sido entrenados cientos de caninos. Día a día, estos caninos son entrenados con cierta especialidad representando un gran reto para los soldados instructores, generando importantes resultados y convirtiéndolos en una capacidad diferencial para las Fuerzas Militares. Actualmente, los héroes de cuatro patas, además de custodiar a los soldados como sus compañeros de batalla, son sus principales aliados en el avance de las operaciones que se desarrollan con profesionalismo y compromiso, contribuyendo a salvar vidas y construir país. Cuando se dice que el perro es el mejor amigo del hombre, se hace referencia a la historia de la humanidad, en donde a lo largo del tiempo se ha podido evidenciar el binomio hombre canino, como un equipo cohesionado de trabajo de gran capacidad para afrontar cualquier situación, que incluso, trascienden del ámbito afectivo, pues este equipo ha dado cuenta de sus hazañas en trabajos de búsqueda y rescate, labores terapéuticas en el campo de la medicina, asistencia humanitaria de canino, lazarillo, desminado humanitario. En la mayoría de los casos, desde la etapa prenatal, hasta la etapa de transición se efectúan estímulos táctiles, olfativos, auditivos, visuales y de texturas, paseos liberadores de estrés, ejercicios sensoriales a fin de que el animal desarrolle y fortalezca sus capacidades sensitivas y perceptivas; ejercicios motrices que le permiten adquirir destrezas sociales y aprender a conocer e identificar su entorno. Todo enfocado a desarrollar y mejorar las capacidades para establecer y evaluar el desarrollo del proceso médico y de conducta, a fin de ir realizando una selección de las capacidades de cada canino y poder establecer la especialidad en la cual será entrenado posteriormente. De esta manera, una vez son asignados a una especialidad, el entrenamiento de estos héroes es permanente, a diario deben realizar rutinas de variados ejercicios, dinámicas, juegos y recorrido de pistas de educación canina, adicionalmente llevar una alimentación balanceada, con el objetivo de fortalecer y afianzar sus capacidades. Es importante hacer mención que estos caninos no solo deben ser rigurosamente entrenados, ellos también deben cumplir con unos estándares y requisitos de calidad y entrenamiento a nivel nacional e internacional para ser certificados y poder cumplir con la misión que les ha sido asignada. EJÉRCITO NACIONAL El Centro de Entrenamiento Canino del Ejército Nacional está ubicado en la capital del país, actualmente cuenta con aproximadamente 2.800 caninos de las razas labrador, retriever, pastor belga malinois, golden retriever y pastor alemán, que son adiestrados en las especialidades de detección de sustancias explosivas, narcóticas, búsqueda y rescate de personas, rastro e intervención y desminado humanitario. Dependiendo de cada especialidad se lleva un proceso de adiestramiento, pero todas las especialidades se inician potencializando impulsos innatos en los caninos y los cuales son requerimientos en cada una de las especialidades en que los adiestramos ARMADA NACIONAL 190 perros de las razas pastor alemán, pastor malinois, labrador retriever, golden retriever y border collie se entrenan en la Escuela de Guías Caninos de la Armada Nacional, ubicada en Coveñas, Sucre. Ellos son preparados para cumplir la misión de detectar por intermedio del olfato, sustancias que conforman las minas antipersona, que emplean los grupos armados organizados (GAO) con el fin de detener la movilidad de las tropas y causar daño de mutilación a los hombres y mujeres que integran nuestras Fuerzas Militares y de Policía. Estos caninos son agregados dentro de los grupos de explosivos y desminado (EXDE) de la Armada Nacional como herramienta principal para la detección y ubicación de cualquier tipo de amenaza con explosivos. Así mismo, están entrenados para ubicar caletas de sustancias narcóticas ilícitas en embarcaciones en alta mar o que se encuentren ocultas en tierra pertenecientes a los carteles del narcotráfico en Colombia.
FUERZA AÉREA COLOMBIANA En la Escuela de Instrucción Canino Militar (ESCAM) de la Fuerza Aérea Colombiana, adoptó como raza insignia el pastor belga malinois, razón por la cual entre los años 2008 y 2009 la Asociación Club Canino Colombiano reconoció a la Fuerza Aérea como criador de la estirpe. Actualmente la escuela se basa en un tipo de entrenamiento conocido como Asociación Directa para los caninos de detección de sustancias, donde se busca que los ejemplares por medio de aproximaciones a objetos empiecen asociar de forma directa el olor a la sustancia (narcótica o explosiva), participan en operaciones de registro en los controles de acceso, vehículos, rampas operativas, aeronaves y demás requerimientos que vayan en función del sistema de seguridad de cada unidad militar de la Fuerza Aérea Colombiana. Dada la importancia que reviste la labor adelantada por estos caninos en las escuelas de adiestramiento de cada una de las fuerzas se ha hecho necesario implementar actividades que proyecten su labor y prioricen sus necesidades; para ello se han orientado esfuerzos que permitan preparar cada vez mejor a los entrenadores y que de esta manera sepan aprovechar al máximo las capacidades y habilidades de los caninos, esto también implica brindarles un cuidado especial permanente para mantenerlos sanos y lograr entender su comportamiento, permitiendo así darle a la Institución Castrense las herramientas sólidas para desarrollar el trabajo de seguridad que cumple en el territorio nacional. ¡Unidos somos invencibles  
Enviado por Comunicaciones (no verificado) el Jue, 04/10/2018 - 17:05